viernes, 27 de mayo de 2011

Las semanas Post Ironman y un punto de vista.

Hemos cruzado la línea de meta, esa línea de meta soñada y perseguida y ahora...qué?? a menudo nos lo hemos preguntado.

No es extraño que  tras cruzar la línea de meta, nos encontremos con un gran vacío emocional, sobre todo pasados unos días, y mucho más cuando expectativas desmoduladas respecto a las posibilidades,  nos hicieron toparnos con un muro; encontraremos incomprensión en nuestro entorno y mil preguntas sin respuesta en nuestro interior. En este punto,y  a menudo más que en otros momentos, el entrenador debe ejercer de psicólogo, comprensivista, y hasta filósofo.

Hoy me permitiré daros unos consejos, un breve punto de vista que espero os ayude y os inspire...



Vive la vida, deja que el tiempo pase despacio,  no olvides que en el transcurso de la existencia frecuentemente no alcanzamos de inmediato nuestros objetivos, permítete equivocarte y  no te olvides de reír, disfrutar y amar todo cuanto hagas.


Crece de la experiencia diaria y no focalices todo obsesivamente en tu deporte. Las semanas después de la prueba  haz otras cosas que te gusten, no abandones otras aficiones frecuentemente apartadas ... pinta un cuadro, lee un libro, escucha tu música preferida, canta en la ducha,bebe unas cervezas,  comparte o continua riendo y permítete brillar cuando conversas, sin olvidar sonreír a los amigos y si para ello es necesario deja que alguien te ayude, escucha a un amigo del mismo modo que escuchas la naturaleza cuando entrenas.




Diviértete mirando fotos viejas, recordando momentos pasados, viendo cuando eras niño, ayuda a tu pareja, a tus padres,  a un anciano , o a tus abuelos, te ayudara a saber que no estás solo, pero no olvides decirles a las personas amadas cuanto las quieres.



Termina un proyecto deseado y cumple con tus promesas, hazte un favor, no pierdas el tiempo, apaga el televisor y habla con un amigo-a y si no están, llama a tus amigos por teléfono, comparte y piensa en lo que tienes, cultiva el amor, ama y por hoy no te preocupes de más...

Y de entrenamiento, ya volveremos a hablar. No todo es triatlon.

9 comentarios:

Anónimo dijo...

Una gran leccion,una mas.Yo tengo que decir que me sobrevalore y la prueba me dio una bofetada.Acabe con muchas dificultades y he estado buscando todos estos dias los porques,tratando de tener razones para seguir.Hoy leyendote vuelvo a ver la luz.Gracias,mil gracias,desde ya eres mi maestro,te seguire leyendo.

Un finisher ahora un poco mas ilusionado.

Jess dijo...

Tu tambien deberias tomar consejo de tus palabras, preocupado por los demas, creo que muchas veces te olvidas de ti mismo.

Anónimo dijo...

AMOR, que dulce es cuando se comparte y que amargo cuando no...

Ironpeterpan dijo...

Ok , bebo cerveza y me estoy poniendo morao de helado.

Totalmente de acuerdo , conforme van pasando las horas mas contento estoy de haber estado alli y de haber compartido trozitos de vida con vostros...
Pero cuando empezamos,jejeje.

Un abrazo mister.

Carlos dijo...

Fantástico!!!

Anónimo dijo...

Mil gracias.
Que pocos manuales nos hablan de esto,mas importante incluso que el entrenamiento.Te agradezco que enciendas una luz entre tanta tiniebla,tanta obsesion e incluso desatino.

Pedro.

Valentino Abrante Segura dijo...

Gracias maestro, ahora en la tranquilidad de mi casa recuerdo el calentamiento de la natación de Lanzarote y las cosas que hablamos en los minutos previos a la salida. Tengo esos recuerdos para siempre, ahora siento ese cosquilleo en el estómago nada más pensarlo. Que buen día al final de todo. Hemos disfrutado y seguiremos disfrutando.

Nutria dijo...

Da gusto leerte, Pablo, tanto cuando hablas de triatlon como cuando hablas de todo el resto de las cosas de la vida... Hay sabiduría en todo eso, que a base de años vamos cogiendo...

tonicendon dijo...

¡Joder Pablo! !yo pensaba que eso se podia hacer todos los días¡